Cosmética Natural Certificada
Libre de Crueldad
Packaging Compostable
Ecocert

Pastilla de Jabón de Marsella

3,94 

En stock

Formato:

250

g

La pastilla de jabón de Marsella de Fer à Cheval es un jabón tradicional hecho a base de aceite de oliva y apto para la higiene diaria de toda la familia.

No incluye químicos ni tóxicos en su composición. Además, está hecho exclusivamente a base de aceites vegetales, sin la adición de conservantes, colorantes, perfumes ni grasas animales.

Se puede utilizar como jabón de ducha, lavado de manos en casa y también para una limpieza suave y ecológica de la ropa y del hogar al ser un jabón hipoalergénico.

Auténtico jabón con Denominación de Origen fabricado por Fer à Cheval, una empresa experta jabonera que se fundó en 1856 en Marsella y que desde entonces producen su propio jabón de forma artesanal, siguiendo la receta y el método tradicional.

Estos jabones son la alternativa más ecológica y saludable a los jabones y productos de limpieza convencionales, que llevan en su composición productos químicos, conservantes, perfumes o colorantes que son agresivos para nuestro cuerpo.

Para asegurar que tu pastilla de jabón de Marsella dure tanto tiempo como sea posible, asegúrate de mantenerlo seco tras su uso, colocándolo en una jabonera. Si no tienes, te recomendamos la Luffa Jabonera.

Cosmético natural certificado: COSMOS NATURAL Ecocert.
Tolerancia óptima y apto para todo tipo de pieles.
Formulado sin aceite de palma.
Sin conservantes, ni colorantes, ni perfumes ni grasas animales.
Jabón hipoalergénico.
Packaging respetuoso con el medio ambiente y reciclable. Sin envases de plástico.
No testado en animales.
Adecuado para veganos.

Peso neto 250g.

Ingredientes

INCI: Sodium Olivate - Sodium Cocoate - Aqua - Sodium Chloride - Sodium Hydroxide

Consejos de uso

Puedes utilizar el Jabón de Marsella como jabón de ducha o como champú. También puedes utilizarlo para lavar la ropa a mano o para limpiar y eliminar la grasa de la cocina o de la vajilla. Es realmente un producto multiusos.

Solo tienes que humedecerlo con agua para generar espuma. Puedes combinarlo con una esponja de luffa para el cuerpo o para los platos, o un cepillo para la ropa de cerdas naturales para conseguir una limpieza profunda.

Para que se mantenga en buen estado por más tiempo es importante dejarla secar completamente tras su uso.